Cocinillas, la gastronomía de El Español

Preparación: < 15 min + enfriado + freírlas Dificultad: 1/5  Unidades: 16  Coste: < 3 €

Ha llegado el día que muchos estábais esperando, la receta que a algunos os puede cambiar la vida, la receta para hacer masa de croquetas caseras en microondas. Ya nunca más podréis poner como excusa la pereza de tener que remover la bechamel durante un buen rato para hacer la masa por el método tradicional, ya nunca tendréis que echar de menos los túpers de mamá.

Solo necesitas el microondas, una batidora y el relleno que tú quieras para hacer unas croquetas que quedarán cremosísimas al freírlas -la parte de la fritura, como ya os dije en su momento cuando os di todos nuestros trucos para freír las croquetas perfectas, tiene que ser en sartén o freidora-. En esta ocasión yo las he hecho de jamón serrano y queso manchego, pero casi cualquier cosa rica que haya sobrado se puede usar para croquetas, pollo, carne asada, pescado,…

Ingredientes

Para la masa de croquetas en microondas:

  • Harina de trigo, 65 g
  • Aceite de oliva virgen extra, 65 g
  • Cebolla, 1 pequeña
  • Leche, 500 ml
  • Jamón serrano, 75 g
  • Queso manchego tierno, 75 g
  • Sal
  • Pimienta

Para freír las croquetas:

  • Pan rallado
  • Huevos, 2
  • Aceite para freír

Preparación de las Croquetas caseras en microondas

Como la preparación de la masa va a ser muy rápida os recomiendo tenerlo todo a mano y preparado antes de empezar, el jamón picadito, el queso rallado, la cebolla pelada y cortada en trozos menudos. Así lo que queda será esperar los tiempos de las siguientes fases en el microondas.

Croquetas caseras en microondas

En un bol apto para microondas que no sea de plástico y que tenga al menos 3 litros de capacidad ponemos el aceite de oliva virgen extra, la cebolla picada y una pizca de sal, mezclamos todo y calentamos durante 3 minutos a 800 W sin tapar hasta que la cebolla esté transparente. Disculpad la mala calidad de algunas fotos, pero entre que utilicé un Picual de un color amarillo verdoso muy intenso y la luz del fluorescente de la cocina, el aceite parece un poco radiactivo 😛

Croquetas caseras en microondas

Añadimos la harina, mezclamos bien con el tenedor y calentamos 1 minuto y 30 segundos a 800W. Sacamos, echamos la leche -no pasa nada si está de la nevera- y salpimentamos al gusto. No hay que remover, simplemente echar la leche por encima y calentar en dos tandas de 3 minutos a 800 W. En esta ocasión yo he dejado la sal para el final porque el jamón y el queso ya iban a soltar bastante.

Croquetas caseras en microondas

Pasado este tiempo, la bechamel estará espesa y con algunos grumos grandes, así que trituramos con la batidora de brazo y desaparecen con facilidad. Los grumos grandes se deshacen fácilmente, en cambio si hubiésemos mezclado justo al echar la leche, tendríamos grumitos pequeños mucho más difíciles de deshacer.

Añadimos el jamón y el queso rallado.

Croquetas caseras en microondas

Mezclamos bien y calentamos 2 minutos a 800 W, sacamos, probamos, rectificamos de sal si es necesario y calentamos otros 2 minutos a 800 W. Si os gustan las croquetas menos cremosas y más compactas, se pueden calentar otros dos minutos más.

Dejamos enfriar la masa en el mismo bol o en una fuente y cuando esté completamente fría ya podemos dar forma a las croquetas pasándolas por pan rallado, huevo batido y pan rallado.

Croquetas caseras en microondas

Freímos siguiendo las recomendaciones para conseguir las croquetas perfectas y servimos inmediatamente.

Resultado

A partir de ahora si no coméis croquetas caseras es porque no queréis, porque es una receta que le sale bien a alguien que no haya cocinado en su vida.

Otra cosa, antes de darle el último calentón a la masa, cuando rectifiquéis de sal le podéis añadir un poco de nuez moscada. Yo esta vez no se lo he puesto porque no me entusiasma demasiado en las croquetas de jamón.

1 de 5