Cocinillas, la gastronomía de El Español

Preparación: 15 min  Cocción: 60 min  Dificultad: 1/5  Raciones: 8   Coste: < 5 €

Este bizcocho de limón y arándanos es, como todos los bizcochos, un dulce perfecto para preparar en las tardes frías de invierno en las que da gusto encender el horno y que toda la casa se inunde de un delicioso aroma a la par que el calor que se desprende genera un ambiente mucho más confortable.

Ya puestos, se puede hacer el doble de cantidad y hornearlos de dos en dos, uno para casa y otro para regalar, como hemos hecho nosotros en esta ocasión. Así tanto nosotros como nuestros más allegados disfrutamos del sabor intenso de este bizcocho espectacular que está inspirado en una receta de Williams Sonoma.

Bizcocho de limón y arándanos

Ingredientes

Para el bizcocho:

  • Harina de uso común, 235 g
  • Levadura tipo Royal, 1 cucharadita
  • Sal, ½ cucharadita
  • Mantequilla sin sal, 125 g
  • Azúcar, 185 g
  • Ralladura de piel de limón, 1 cucharada sopera
  • Huevos, 3
  • Leche entera, 125 ml
  • Extracto de vainilla, 1 cucharadita
  • Arándanos, 125 g

Para el almíbar:

  • Zumo de limón, 3 cucharadas
  • Azúcar granulado, 3 cucharadas

Para el glaseado:

  • Azúcar glass, 60 g
  • Zumo de limón, 3 cucharaditas

Preparación del Bizcocho de limón y arándanos

  1. Precalentamos el horno a 190ºC y engrasamos el molde o lo forramos con papel de horno.
  2. Tamizamos la harina junto con la sal y la levadura tipo Royal y reservamos.
  3. En un bol ponemos la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar y la ralladura de limón y batimos con una batidora de varillas a velocidad media-alta hasta que blanquee. También podemos utilizar una batidora-amasadora tipo Kitchen Aid.
  4. Vamos añadiendo los huevos de uno en uno, batiendo bien entre uno y otro. No añadiremos el siguiente hasta que el anterior esté bien integrado.
  5. Añadimos la leche y la esencia de vainilla y mezclamos con suavidad con ayuda de unas varillas manuales.
  6. Añadimos la mezcla de harina tamizada y la integramos mediante movimientos envolventes con ayuda de una espátula.
  7. Finalmente enharinamos los arándanos y los añadimos a la mezcla. Es importante lo de pasarlos por harina para que durante la cocción se queden dentro de la masa y no se vayan todos al fondo.
  8. Ponemos la masa en el molde o moldes elegidos y horneamos hasta que la superficie esté dorada y al insertar un palillo de brocheta salga limpio. Serán entre 55 y 60 minutos. Cuando esté listo dejamos enfriar sobre una rejilla y desmoldamos pasados unos 10 minutos.
  9. Para hacer el almíbar, ponemos a calentar el zumo de limón con el azúcar en un cazo a fuego lento hasta que se disuelva bien el azúcar.
  10. Cuando tengamos listo el almíbar, pinchamos el bizcocho por unos cuantos sitios con ayuda del palillo de brocheta y lo bañamos con el almíbar.
  11. Para hacer el glaseado mezclamos el zumo de limón con el azúcar glass en frío cuando el bizcocho ya esté completamente frío y lo dejamos caer por encima. Esto es importante hacerlo con el bizcocho frío ya que si está templado lo absorberá y no quedará tan bonito.

Resultado

No hay que ser ningún chef pastelero para triunfar con este bizcocho de limón y arándanos, así que os quiero ver manos a la obra y contándome cómo os ha salido. De momento, mirad qué buena pinta tiene el de nuestra compañera Marta.

Bizcocho de limón y arándanos

4 de 4