Cocinillas, la gastronomía de El Español

Preparación: 5 min  Cocción: 35-40 min  Dificultad: 0/5  Raciones: 2-3  Coste: < 1 €

Mi madre cocinaba bastante, pero tenía paciencia nula para la repostería, algo paradójico teniendo en cuenta que lo que más le gustaba era el dulce, así es que se pasaba la vida apuntando cuanta receta veía o le contaban para preparar cosas dulces casi como por arte de magia.

Este pastel de manzana facilísimo era uno de nuestro favoritos, buenísimo tanto si se hace con manzanas como si se hace con pera o con una mezcla de ambas. El resultado es una especie de “blondie” con mucha fruta que resulta delicioso. Cuando uno espera a que se enfríe y le da el primer bocado no se puede imaginar cómo algo tan sumamente simple puede estar tan rico. No hay que preparar masa, no hay que pesar, no hay que batir, no hay ni que ensuciar un bol, solo el molde y una cuchara sopera.

Ingredientes

Para un molde rectangular de 13×18 cm:

  • Manzanas reinetas, 2 grandes
  • Azúcar, 4 o 5 cucharadas (dependiendo de lo ácidas que sean las manzanas o de lo goloso que sea el personal)
  • Harina, 3 cucharadas
  • Canela, 1 cucharadita
  • Leche, 4 cucharadas
  • Mantequilla fría, 15 g

Para decorar (opcional):

  • Nata montada o helado de vainilla
  • Caramelo líquido

Pastel de manzana facilísimo

Preparación del Pastel de Manzana facilísimo

  1. Precalentamos el horno a 200ºC con calor arriba y abajo sin ventilador.
  2. Pelamos las manzanas y las cortamos en láminas de unos 3 o 4 milímetros de grosor.
  3. Forramos una fuente de horno con papel de horno -recordad el truquito de mojarlo y escurrirlo para que sea fácil de colocar-.
  4. Espolvoreamos el fondo con 1 cucharada de azúcar.
  5. Colocamos una capa de manzana troceada.
  6. Espolvoreamos con una cucharada de azúcar o cucharada y media.
  7. Luego con cucharada y media de harina -si queréis hilar fino podéis dejarla caer tamizándola con un colador, pero mi madre lo hacía a las bravas y así os lo hago yo en el vídeo-.
  8. Regamos con 2 cucharadas de leche.
  9. Y espolvoreamos con media cucharadita de canela en polvo.
  10. Repetimos: capa de manzana, azúcar, harina, leche y canela.
  11. Otra capa de manzana, la última cucharada de azúcar y terminamos repartiendo la mantequilla en trocitos.
  12. Horneamos de 35 a 40 minutos a 200ºC  hasta que las manzanas estén tiernas y tengan un bonito color acaramelado.
  13. Sacamos, dejamos reposar en el molde unos 10 minutos pasados los cuales lo sacamos con el papel y lo dejamos enfriar sobre una rejilla.
  14. Cuando esté frío, lo volcamos sobre un plato y retiramos el papel tirando con cuidado.
  15. Servimos solo o con nata o helado regados con caramelo líquido.

Pastel de manzana facilísimo

Resultado

Evidentemente se trata de una receta azucarada, por lo que por mucha manzana que lleve no os voy a decir que sea algo para preparar a diario, pero desde luego, a la hora de haber decidido que nos vamos a dar un capricho dulce, es una opción infinitamente más recomendable que cualquier pieza de bollería industrial.

Te puede interesar
2 de 2