Cocinillas, la gastronomía de El Español


Preparación: 40 min  Cocción: 30 h  Dificultad: media Raciones: 2-4  Coste: medio


El pollo tikka masala es un plato popular con influencia de cocina india preparado en una salsa cremosa. Es uno de mis favoritos y aquí te dejo la receta que tienes que probar de pollo tikka masala.

El pollo tikka masala tiene un origen algo turbio, y no porque provenga de las cocinas de atrás de un club de lucha clandestino, sino porque no se conoce exactamente su origen. Lo que está claro es que tiene una enorme influencia de la cocina india, como ocurre con gran parte de la gastronomía británica, que se supone que es donde se originó este plato.

La teoría más difundida dice que el pollo tikka masala viene de Glasgow en Escocia, pero claro, es difícil concretar, y con la gran comunidad india que hay en Reino Unido no queda del todo claro dónde se originó exactamente.

Lo que sí parece seguro es que no es un plato que venga de India, confusión que todavía hoy en día se ve en muchos lugares. El plato obtuvo tal popularidad en el Reino Unido que incluso el secretario de asuntos exteriores, Robin Cook, declaró que el pollo Tikka Masala es un auténtico plato británico nacional. Más tarde uno de los miembros del parlamento británico propuso una campaña para dotar de denominación de origen de Glasgow al pollo Tikka Masala. A este nivel de obsesión por una receta llegaron.

Pero aunque conocer la historia de un plato como el Tikka Masala sea interesante, aún lo es más saber cómo se cocina. Es una receta bastante fácil que solo lleva algo de trabajo. Os voy a contar mi versión, que la aprendí hace tiempo en Inglaterra, pero os aviso que hay muchas diferentes y es muy fácil modificarla con algunos toques según si os gustan más unas especies u otras. Así que no os cortéis, si queréis más de algo o menos de otra cosa dadle vuestro toque personal, va a quedar bien seguro.


Ingredientes para pollo Tikka Masala


  • Pechuga de pollo, 2
  • Cúrcuma, 1 cucharada
  • Garam masala, 1 cucharada
  • Cilantro en polvo, 2 cucharaditas
  • Comino en polvo, 2 cucharaditas
  • Sal, 2 cucharaditas
  • Ajo, 2 dientes
  • Jengibre en polvo, ½ cucharadita
  • Yogur natural no azucarado, 1
  • Cebolla, 1
  • Pasta de tomate concentrado, 1 cucharada
  • Tomates pera, 4
  • Pimienta, ½ cucharadita
  • Leche de coco, ¼ taza

Cómo hacer pollo Tikka Masala


1: Hacemos la mezcla de especias

mezcla de especias para pollo Tikka Masala

Lo primero será mezclar en un bol todas nuestras especias. Añadimos la cúrcuma, garam masala, cilantro en polvo, comino en polvo y sal y movemos bien para que quede una mezcla homogénea. Veréis lo bien que empieza a oler, esto pinta bien.

Si queréis podéis usar semillas de cilantro y comino en grano y molerlo en un mortero a mano. Esto le dará todavía más aroma, y de hecho es la mejor opción. Las cantidades son las mismas, aunque depende mucho de lo que os guste el comino porque es muy potente. Si no sois muy aficionados mejor que reduzcáis un poco la cantidad.


2: Marinamos el pollo

Marinando el pollo Tikka Masala

Separamos la mezcla de especias en dos cantidades iguales.

En un tupper o algo que podamos cerrar bien ponemos el yogur natural no azucarado, 2 dientes de ajo (yo los pongo en mitades para luego poder sacarlos fácilmente), y la media cucharadita de jengibre. Añadimos también la mitad de la mezcla de especias y removemos bien. Metemos las pechugas de pollo y las removemos para que se impregnen bien de la mezcla. Metemos al frigorífico y dejamos que repose mínimo 30 minutos, aunque lo ideal es dejarlas toda la noche marinando para que cojan todo el sabor posible.

Igual que os decía antes con el cilantro y el comino podéis usar jengibre fresco rallado para conseguir más aroma. Es la mejor forma de hacerlo.


3: Pelamos los tomates

tomates pelados

El mejor truco para pelar tomates de forma fácil y rápida es poner agua a hervir. Hacemos un pequeño corte en cruz en la punta de los tomates y los metemos al agua hirviendo unos 30 segundos. Los pasamos a un bol con agua fría y la piel se empezará a despegar. Ahora solo tenemos que tirar del pellejo y el resto de la piel saldrá sola. Fácil y para toda la familia.

pelando los tomates escaldados para la salsa


4: Preparamos la pasta Tikka Masala

pasta Tikka masala

En una picadora o procesador de comida metemos la cebolla, un diente de ajo, la cucharada de tomate concentrado, pimienta y la otra mitad de la mezcla de especias. Si os gusta el jengibre este es un momento perfecto para añadir media cucharadita más (ya sea en polvo o fresco rallado). Le damos caña y creamos una pasta.

Calentamos un par de cucharadas de aceite en una sartén grande o cocotte y a fuego medio-alto añadimos la pasta. Vamos removiendo durante unos 5 minutos y añadimos los tomates cortados en cuartos. Dejamos otros 5 minutos mientras se hacen los tomates. Con una batidora pasamos la salsa y lo dejamos al fuego medio unos 10 minutos.


5: Doramos el pollo

doramos y reservamos el pollo

Mientras tenemos la pasta al fuego medio cortamos las pechugas de pollo en dados de unos 2 centímetros de lado y en una sartén con dos cucharadas de aceite los doramos bien a fuego alto. La idea es solo sellarlos, no cocinarlos, así que es darles un golpe de fuego fuerte consiguiendo así que se doren por fuera.


6: La mezcla final

salsa tikka masala

Añadimos la lehe de coco y el pollo a la pasta que teníamos a fuego medio. Subimos el fuego a nivel alto y removemos bien para que se mezcle todo. Bajamos a fuego medio-bajo tapado durante unos 20 minutos mientras el pollo se cocina. Cuanto más baja sea la temperatura y más tiempo lo dejemos más tierno quedará, así que si vas sin prisas conseguirás un resultado mucho mejor.


7: Servir

pollo tikka masala con arroz basmati

Ya tenemos nuestro estupendo pollo Tikka Masala, una maravilla de la cocina que seguro vais a disfrutar. Queda perfecto servido con arroz basmati y naan, un pan de harina de trigo muy típico de India.

Espero que lo disfrutéis, y recordad, podéis añadir más especias o mezclarlas en cantidades a vuestro gusto para obtener el resultado que más os guste. Está en vuestras manos personalizar todo lo que queráis el pollo Tikka Masala. Y cuando os animéis podéis probar a hacerlo con cerdo, ternera o incluso cordero, también queda estupendo.

3 de 3