Cocinillas, la gastronomía de El Español

Preparación: < 15 min Dificultad: muy fácil  Raciones: 1  Coste: barato


Si os acordáis, hace unas semanas os enseñé a preparar un caldo gallego de esos que resucitan a un muerto y también os dije que con las sobras se podían hacer cosas muy interesantes, desde aprovechar parte del caldo limpio para otras sopas o los tallos de los grelos para otras preparaciones.

Y como ejemplo, os propongo esta fusión japo-gallega de ramen de lacón con grelos para aprovechar el lacón del caldo y los tallos de los grelos a los que les damos un toque asiático añadiendo un poco de miso, unas setas shitake y unos fideos de ramen.

Ingredientes


  • Caldo de lacón o de cocido, 500 ml (*)
  • Setas shitake, 4 o 5
  • Pasta de miso, 1 cucharadita
  • Mirin o vino blanco, 1 cucharada
  • Fideos de ramen, 65 g
  • Tallos de grelos cocidos, 100 g
  • Huevo, 1
  • Lacón cocido, 125 g
  • Cebolla crujiente, para decorar

(*) Es importante que el caldo no esté muy fuerte de sal, pues

Preparación del ramen de lacón con grelos


1: Los pasos previos

ramen de lacón

Separamos 500 ml del caldo de cocer el lacón con las otras carnes y un trozo de lacón de unos 125 g. Aparte cocemos los tallos de los grelos bien lavados en agua con un poco de sal. Podemos hacerlo en la olla a presión y en 5 minutos están listos. Separamos unos 100 g para nuestro ramen y el resto podemos guardarlos escurridos en la nevera para usarlos en un revuelto o en una pizza.


2: Preparar el ramen de lacón con grelos

ramen de lacón

En una olla pequeña calentamos el caldo con el trozo de lacón y las setas shitake, añadimos la pasta y la cocinamos el tiempo que indique el fabricante. El huevo podemos cocerlo o escalfarlo en el propio caldo, que es lo que he hecho yo en esta ocasión por ahorrar tiempo.

Mezclamos el mirin con el miso y lo ponemos en el fondo del plato, añadimos el caldo con los fideos, las setas, el lacón desmenuzado y los tallos de grelos cocidos.


3: Servir el ramen de lacón con grelos

ramen de lacón

Coronamos con el huevo escalfado y una o dos cucharadas de cebolla crujiente o de cebollino fresco picado o algunas tiras de alga nori.

Resultado


Aunque puede parecer un poco de cachondeo, en el fondo este ramen cumple con las premisas de un ramen tradicional que es como base un caldo hecho a base de piezas de carne, como acompañamiento alguna carne de cerdo y verduras de hoja verde y un toque de miso para potenciar el sabor.

Y ahora ya sabes, si te gusta la comida japonesa y te gusta el caldo gallego, no tardes en probar este ramen japo-gallego de lacón con grelos que estamos seguros de que te va a sorprender.

4 de 7