Cocinillas, la gastronomía de El Español

Aunque todavía no han dado el salto al gran público, los huevos a baja temperatura son una de las maravillas que nos ha dado la alta cocina en los últimos años. Puede que se les compare con los huevos escalfados pero lo cierto es que la textura no tiene nada que ver.

Se cocinan a fuego lento dentro de su cáscara para conseguir un huevo cremoso, sano y lleno de sabor. ¿Qué cuál es el pero? Al cocinar con tan poco calor se requiere mucho más tiempo del que se necesitaría si hiciese con agua hirviendo, pero también requiere un control exhaustivo de la temperatura lo que complica su preparación.

De ahí que la llegada a los supermercados de los huevos a baja temperatura sea tan buena noticia. Puesto que a partir de ahora cocinar uno puede ser tan sencillo como poner el microondas. “Es un producto preparado, que se puede regenerar en el microondas en un minuto y que se puede consumir frío o caliente” explican desde la Granja Campomayor en declaraciones a La Voz de Galicia que se ha encargado de desarrollar el producto.

El resultado es tan bueno que hasta el prestigioso chef Ferran Adrià afirmó que se trataba de ua elaboración “exitosa con todos los ingredientes para triunfar en el mercado” según explican en su blog. De ahí que la intención no sólo sea llegar al consumidor final, si no también ofrecerlo a hosteleros y restauradores.

Los huevos a baja temperatura llegarán a los supermercados dentro de un mes de la mano de la Granja Campomayor. Lo que todavía no se sabe es su precio y si estará en la sección dedicada a los huevos o si se colocarán en la de comida elaborada.

Te puede interesar
3 de 4