Cocinillas, la gastronomía de El Español

Se acercan las fiestas de Pascua y, con ellas, un montón de tradiciones gastronómicas propias de estas fechas. Las más extendidas tienen que ver con los dulces de Semana Santa, de los que, queramos o no, pocos nos libramos.

¿Quién puede resistirse a una torrija o unos buñuelos durante estos días? Pero más allá de los dulces de Semana Santa más conocidos, existen otros típicos de distintas zonas de nuestro país que quizás no estén tan extendidos en toda la geografía española.

Sigue leyendo y comprobarás si estabas al tanto de todos los postres más populares de estas fechas.

Dulces Semana Santa, la tradición que no queremos perder

Monas de Pascua

mona-pascua-19

La Mona de Pascua es uno de dulces de Semana Santa más típicos de esta época. Se trata de una especie de roscón o torta con uno o varios huevos duros. Según la tradición de las regiones en las que más arraigo tiene este postre, el padrino regala al niño en Semana Santa una torta con tantos huevos duros como años tiene el pequeño. El máximo son doce, así que esta es la edad en la que deja de seguirse la tradición.

En otras ciudades reciben otros nombres, como en Galicia, que se denomina roscón de Pascua, y puede tener forma de roscón o de trenza; en Aragón se denominan culecas, o en Jaén, hornazo.

Torrijas

Torrijas rápidas en microondas

Las torrijas, ese dulce por excelencia que consumimos en Semana Santa. Aunque las más demandadas son las torrijas con receta tradicional, en los últimos años están proliferando aquellas con un punto de novedad, como las torrijas de chocolate, de café, las veganas o las pensadas para personas celíacas.

Buñuelos

dulces de semana santa

Los buñuelos también son muy propios de estas fechas en toda España, por lo que es muy habitual que podamos verlos en pastelerías. O mejor aún, podemos prepararlos nosotros mismos.

Pestiños

Pestiños, receta de Semana Santa

Los pestiños, aunque son también muy populares en Navidad, ganan mucha presencia durante la Semana Santa. En las zonas de Málaga y Córdoba los encontraremos bajo el nombre de borrachuelos. Se trata de dulces elaborados con una masa de harina, frita y pasada por miel. Llevan también vino blanco y suelen estar rellenos de cabello de ángel. ¿Te atreves a prepararlos?

Leche frita

La leche frita endulza los paladares de los más golosos durante las fiestas de Pascua. Prepararla es de lo más sencillo, y nosotros te contamos cómo.

Rosquillas

Imagen | Tamorlan (Wikimedia)

Las rosquillas me recuerdan directamente a mi abuela en Semana Santa, y es que se trata de uno de los dulces de esta época más típicos. Las hay de distintas variedades, aunque mis preferidas son las de anís, ¿cuál es la vuestra?

Hasta aquí seguro que os sonaban la mayoría de los postres descritos. ¿Habéis empezado a preparar los ingredientes para elaborar alguno de ellos?

Los dulces de Semana Santa que quizás no conoces

Pero la lista de los postres de Pascua más populares todavía no ha finalizado. Y es que algunos de ellos, aunque sean menos conocidos, son también todo un lujo para el paladar. Te va a resultar muy curioso descubrir algunos dulces de Semana Santa típicos de ciertas zonas de España.

Panquemao o toña

dulces de semana santa

Imagen | Toña o panquemao | Wikimedia

En la Comunidad Valenciana y la Región de Murcia, uno de los dulces de Semana Santa más típicos es la toña, a la que también llaman panquemao. Es básicamente un postre con una forma similar a la de la Mona de Pascua y una masa elaborada con los mismos ingredientes. Sin embargo, la toña no lleva huevo ni adornos adicionales.

Gañotes

En Cádiz, concretamente en Ubrique, son muy populares los gañotes. Su masa es similar a la de los pestiños, aunque con algunas diferencias. Esta lleva harina, azúcar, ralladura de limón, anís, y canela. Su forma es muy diferente, ya que los gañotes son unos dulces de Semana Santa cilíndricos y huecos. Eso sí, el azúcar por encima, que no falte.

Bartolillos

Los bartolillos son uno de los postres de Semana Santa típicos de Madrid. Se trata de una especie de empanadillas, de forma triangular, con una masa muy fina. Están rellenos de crema pastelera.

Flores fritas

dulces de semana santa

Imagen | Flores fritas | Wikimedia

Las flores fritas son un postre muy típico de Carnaval, aunque se extiende también a la Semana Santa. Los lugares donde tienen más tradición son Extremadura y Castilla La Mancha.

Lo que más llama la atención de este dulce de Semana Santa es su forma, imitando a una flor. Para prepararlas, hay que utilizar un molde especial y tener algo de paciencia, pero el resultado puede ser muy vistoso, y delicioso.

Marañuelas

Las marañuelas son una especie de galletas con una forma entrelazada muy particular, típicas de Asturias. Existen dos recetas distintas de marañuelas: las de Candás y las de Luanco, dos localidades asturianas que rivalizan por la autoría de este dulce de Semana Santa.

La diferencia principal es que las marañuelas de Candás se hacen con el huevo entero, y las de Luanco solo con la yema del mismo, lo que influye directamente en su textura, quedando las primeras más tiernas y la segundas, más duras.

Bollo de Pascua de Avilés

dulces de semana santa

Imagen | Bollo de Avilés | Wikimedia

Este es uno de los dulces de Semana Santa más populares y famosos. Se trata de un bizcocho mantecado a base de harina de trigo con zumo de limón, huevos, azúcar y mantequilla. Tiene la forma de una estrella con cuatro puntas, y en muchos casos se superponen varios pisos formando una estructura dulce, que puede estar adornada con otros elementos.

Canutos de Semana Santa

dulces semana santa

La Semana Santa manchega y extremeña no es lo mismo sin estos canutos típicos de estas fechas. Para prepararlos se elabora una masa  con aceite, vino, unas gotas de aguardiente, ralladura y zumo de naranja, azúcar y harina.

La forma es la de un canuto, es decir, un cilindro alargado y hueco. La masa queda fina y crujiente una vez que los fríes en la sartén, y están riquísimos con azúcar por encima.

Arnadí

dulces de semana santa

Imagen | Arnadí | Wikimedia

Y finalizamos con un dulce que se sale un poco de las masas de harina, azúcar y vino de la mayoría de los postres de Semana Santa. En este caso, se trata de un dulce a base de calabaza, azúcar, yema de huevo, ralladura de limón, almendra y canela.

Y después de hacer un repaso a todos estos dulces de Semana Santa, ¿cuál ha sido el resultado a nuestro reto propuesto? ¿Os habéis puesto con las manos en la masa a preparar vuestras propias torrijas, buñuelos o pestiños?

3 de 4