Cocinillas, la gastronomía de El Español

Preparación: 1h 30 min   Dificultad: media  Personas: 2


Si algo tiene la navidad son platos exquisitos. Como la ocasión no podría ser para menos os presento una receta de esas que desearás repetir en cuanto acaben las fiestas. El plato que os traigo hoy es un solomillo de cerdo al whisky que está de toma pan y moja. Un plato muy festivo y digno de cualquier celebración navideña, que hoy os pongo a vuestro alcance. Su elaboración como podréis apreciar no es excesivamente laboriosa. Además, podemos ir haciendo las diferentes preparaciones prácticamente de forma simultánea y así ahorramos tiempo de cocinado. Este plato podría ser único o un segundo que a mi parecer resulta realmente apetitoso. Lo he hecho en infinidad de ocasiones, pero en navidad siempre triunfa en la mesa.

Ingredientes para elaborar solomillo de cerdo al whisky


Para la parmentier de patatas:

  • Patatas, 450 g
  • Queso parmesano, 90 g
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Huevo, 1 yema
  • Mantequilla, 50 g

Para el solomillo de cerdo al whisky:

  • Aceite de oliva virgen extra, 4 cucharadas
  • Pasas, 20 g
  • Whisky, 200 ml
  • Vino Pedro Ximénez, 200 ml
  • Caldo de carne, 250 ml
  • Cebolla dulce, 1 ud
  • Ajo, 1 cabeza
  • Nata para cocinar, 100 ml
  • Solomillo de cerdo, 400 g
  • Naranja, 1 ud
  • Sal
  • Pimienta

Elaboración del solomillo de cerdo al whisky con parmentier de patatas


01: Preparar la parmentier de patatas

Solomillo de cerdo al whisky

Empezamos pelando las patatas y las ponemos a cocer en agua y una pizca de sal. Dejamos que cuezan unos 30 minutos o hasta que estén cocidas ya que dependiendo de la variedad de patata puede tardar más o menos tiempo. Una vez cocidas las pasamos por el pasapurés. Si no, en un bol las podemos triturar con ayuda de un tenedor y un poco de paciencia, pero NUNCA con una batidora, pues entonces nos quedaría una masa de textura chiclosa que no es lo que buscamos. Echamos también en este paso el queso parmesano y la mantequilla y salpimentamos. Dejamos templar y añadimos la yema de huevo. Mezclamos bien y colocamos la parmentier en una manga pastelera para que nos sea más sencillo distribuirla en un molde cilíndrico.

Una vez fría la parmentier la disponemos en unos aros de emplatar recubiertos de papel de hornear. Horneamos con el horno precalentado a 190ºC con calor arriba y abajo durante 30 minutos aproximadamente. Deben quedar ligeramente gratinadas.  Mientras se enfría la parmentier procederemos con el paso 02 y aprovecharemos para hornearla mientras elaboramos el paso 03.


02: Elaboración de la salsa de wishky

Solomillo de cerdo al whisky

En una cazuela con el aceite de oliva virgen extra, agregamos los dientes de la cabeza de ajos ligeramente aplastados para aromatizar el aceite. Una vez que esté aromatizado, retiramos los ajos y agregamos la cebolla que habremos picado finamente. Mientras, exprimimos el zumo de naranja y lo mezclamos con el whisky y el vino dulce. Una vez empiece a transparentar la cebolla, agregamos la mezcla del zumo con los alcoholes. Dejamos que reduzca todo unos 10 minutos. A continuación, trituramos y agregamos las pasas, el caldo de carne y la nata líquida. Dejamos cocer unos 20 minutos a fuego bajo.


03: Hacer el solomillo de cerdo al whisky

Solomillo de cerdo al whisky

Con la pieza entera del solomillo de cerdo ya salpimentada, la pasamos por la plancha que debe estar caliente y marcamos la pieza por cada lado. Debe quedar marcada pero no cocinada ya que acabaremos la cocción en la cazuela con la salsa. Una vez marcada la pieza la disponemos en la cazuela donde teníamos la salsa y tapamos. Dejamos cocer unos 20 minutos aproximadamente a fuego medio-bajo. Antes de retirarla del fuego, nos aseguraremos de que la carne está cocinada con ayuda de un termómetro de cocina o realizando un corte en ésta. No olvidéis darle la vuelta a la pieza de vez en cuando durante la cocción para que se vaya cocinando por igual. Es una pieza de un tamaño considerable y por tanto requiere de una buena cocción por todos los lados. Recordad que es una pieza de cerdo y no podemos dejarlo a medio cocinar.


04: Servir el solomillo de cerdo al whisky con parmentier de patata

Solomillo de cerdo al whisky

Una vez preparada nuestra parmentier, la emplatamos junto con la carne que habremos cortado en rodajas. Salseamos todo al gusto dejando caer unas pasas y tenemos un plato de lujo que no admite esperas. Increíble el sabor de la salsa de vino y whisky junto con la parmentier. Un bocado exquisito y digno de cualquier día festivo navideño que se precie. Tened a mano un buen trozo de pan y a disfrutar de esta delicatessen antes de que se enfríe.

Resultado


Un plato con mucha presencia y a la altura de cualquier celebración. La sofistificación de la parmentier le dará ese toque chic a este solomillo al whisky del que os preguntarán por la receta más de uno y de una. Un plato elegante, con muchos aromas y una salsa espectacular. Si sois paneros os recomiendo que en vuestra mesa no falte una buena barra de pan para rebañar bien el plato. Os aconsejo hacer algo más de salsa por si lo que os gusta es untar en ella, os lo dice un autentico fan de las salsas y de untar en pan.

¿Lo puedo hacer con otra pieza de carne? Sí claro, por ejemplo, con unas pechugas de pollo de corral o unos solomillos de pavo se me ocurre que estaría realmente bueno, aunque siempre podéis optar por una caña de lomo o solomillos de pollo que son algo más asequibles económicamente. Eso sí, tened en cuenta que los tiempos de cocción variarán en función del tamaño de la pieza. No os quepa la menor duda de que a veces dentro de la sencillez está la elegancia y el buen gusto, este plato es un ejemplo. Como habréis visto no lleva gran cantidad de ingredientes. Eso sí, si queréis darle un toque más especial, utilizad un whisky de calidad ya que la ocasión así lo requiere.

Hay personas que temen hacer preparaciones con licores de alta graduación como el whisky, es lógico ya que un exceso de éstos podría arruinar la pieza de carne que estemos cocinando. En esta receta no debéis preocuparos de ello. Con las cantidades que os doy, no debéis tener ningún problema de ese tipo. Además, no penséis que se os subirá a la cabeza ya que, durante la cocción, el alcohol se evapora y por tanto podéis abusar de la salsita tanto como queráis. Sí, una salsita con muchos aromas derivados del whisky y del Pedro Ximénez, un vino dulce oloroso que da un toque muy especial. Os aseguro que no dejaran nada de salsa en el plato cuando los retiréis y mucho menos un pedazo de este delicioso solomillo de cerdo al whisky con su parmentier de patatas.

1 de 1